legionella 2

La Legionella es una bacteria que se encuentra en el ambiente, en especial su lugar natural son las aguas superficiales de ríos, estanques, lagos y aguas termales. Así desde estos puntos hallándose en pequeñas concentraciones pueden proliferar y multiplicarse hasta crear auténticas colonias. Al multiplicarse pueden llegar a la red de suministro de agua y cualquier sistema de abastecimiento humano en pequeñas y grandes ciudades. De ésta manera no sólo se desarrollan sino que además se pueden formar aerosoles
como hidromasajes, torres de refrigeración, condensadores evaporativos.
El agua sanitaria, agua fría o agua caliente, son el principal hábitat y fuente de infección de la Legionella.
Alpés biocontrol somos una empresa control de la legionella mediante planes higiénico-sanitarios para la prevención de la legionelosis.

¿Qué es la legionelosis?

Si te preguntas la legionella que es, podemos decir que la legionelosis o enfermedad del legionario es una enfermedad provocada por una bacteria que llega a provocar neumonía. En España durante el año 2020 se diagnosticaron 1.336 casos de legionelosis, son 206 casos menos sobre los 1.542 registrados en 2019. Así pues la tasa de incidencia ha sido de 2,8 casos cada 100.000 habitantes, en contraposición a un 3,27 que fué la tasa de 2019.

Suelen ser casos muy raros y aislados, y no suelen haber epidemias de Legionella. La legionelosis es una patología provocada por una bacteria llamada legionella pneumophila y otras similares que pueden mostrar síntomas graves y llegar a precisar de hospitalización, conocida como enfermedad del legionario. Y otra variante que muestra síntomas similares a una gripe, de forma más leve y conocida como Fiebre de Pontiac.

¿Por qué se llama legionelosis?

El origen de la enfermedad se encuentra en la ciudad de Filadelfia. En el año 1976, hubo una epidemia de esta enfermedad entre personas que acudieron a una convención estatal de la Legión Americana. De esa manera inicialmente se la conoció como «enfermedad del legionario.» Más adelante se llamó a dicha bacteria Legionella pneumophila, es una bacteria Gram-negativa con forma de bacilo, y se decidió modificar la forma de denominar a la enfermedad por legionelosis.
Ésta bacteria está presente en aguas estancadas a temperaturas altas y se multiplica por si hay presencia de materia orgánica. Necesita oxígeno para respirar y dispone de un flagelo para moverse. Se han detectado hasta dieciséis serogrupos de legionella pneumophila. De las más de treinta especies de Legionella conocidas actualmente, la Legionella pneumophila serogrupo uno es la causante de la mayoría de las infecciones en humanos. Es el origen del diez por ciento de los casos de neumonía.

¿En dónde se encuentra la legionella?

La legionella existe naturalmente en el agua y en la tierra húmeda. Han sido encontradas en acumulaciones de agua, estancamientos de agua, grifos de agua fría y caliente, depósitos de agua caliente, agua en torres de refrigeración de aire acondicionado y condensadores.
Las fuentes más frecuentes de infección de la bacteria Legionella se encuentran naturalmente en los ambientes de agua dulce, rios, embalses y arroyos.
Estas bacterias pueden convertirse en un problema de salud pública cuando se desarrollan y proliferan en los sistemas de agua artificiales de cualquier edificio o instalación como son los cabezales de las duchas y grifos de lavamanos, en las torres de enfriamiento que contienen agua y un ventilador para enfriar el aire. Jacuzzis e hidromasajes, fuentes y accesorios decorativos con circulación de agua, depósitos de agua caliente, tuberias de cualquier iinstalacion.
Por ejemplo, los equipos de refrigeración que no precisan de agua para enfrar no supondría ningún riesgo de desarrollo de la legionella. Aquí estarían los sistemas de refrigeración de los automóviles y de los hogares.

Pero por otro lado la Legionella puede multiplicarse en el depósito del líquido limpiaparabrisas de un automóvil en especial si el depósito lleva agua en vez de un líquido limpiaparabrisas.

¿Cómo se contagia la legionelosis?

Los estudios confirman que la enfermedad se contagia y transmite a través del aire, de una fuente de tierra o por el agua. Los estudios también nos confirman que los contagios no se producen de persona a persona.
Estando la bacteria en la red de agua general de suministro, y reuniendo todas las condiciones para su multiplicación, el agua se reparte en forma de gotitas de un tamaño tan pequeño que pueden ser inhaladas por las personas. Así las personas se contagian por las vías respiratorias de la enfermedad del legionario o la fiebre de Pontiac cuando inhalan las  microgotitas que contienen las bacterias. Otra vías de entrada a nuestros organismo aspira e ingiere por vías respiratorias el agua contaminada por esta bacteria, y de forma accidental llegan a los pulmones. Las personas con mayor probabilidad son las personas que tienen problemas para tragar. 

¿Por qué es tan difícil diagnosticar la legionelosis?

Los síntomas de legionella son muy parecidos a los provocados por otros agentes y organismos. De primeras muchas veces no se solicitan las pruebas específicas para el análisis en un laboratorio, y poder confirmar el diagnóstico.
Las pruebas especificas para la diagnosis en el laboratorio son el cultivo del esputo del paciente o el análisis del organismo en la orina. También se podrá detectar en un cultivo y análisis de una muestra de esputo o líquido de los pulmones. El médico puede pedir la toma de muestras de sangre procedente de los pulmones y la envía al laboratorio para realizar un cultivo y una identificación de las bacterias. Otra prueba que se puede realizar es la técnica de reacción en cadena de la polimerasa que consiste en que se incrementa la cantidad de ADN de la bacteria, siendo más probable su identificación.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.